lunes, 31 de agosto de 2009

Mar

el Pacífico
por cuatro días

nos vemos pronto...!

sábado, 29 de agosto de 2009

ILGA

viernes, 28 de agosto de 2009

el átomo






jueves, 27 de agosto de 2009

nudos en la garganta

estar no es otra cosa
que eso
deseos
recuerdos
y nudos en la garganta inundados por ellos

las mañanas son
la tibieza
lo perplejo
y el sielencio de las sábanas que quedaron sin ti

piezas de un puzzle que aún no entendemos
pero la felicidad golpea alguna puerta

martes, 25 de agosto de 2009

My dearest Truman



En Manhattan
una luz indirecta
alumbra el pasillo donde está el retrato de Truman.

Desde hace veinticinco años.

De cena
gallina estofada.

Y Marilyn
suena divertida
entre ginebra y humo de tabaco.



.

Fotograma

mirar para otro lado
intuir que las cosas que haces
son las correctas
insistir

y la vida
como un convoy transita ruidosa
en el sentido opuesto del andén

la mente vomita incesante
ideas para superar

odio la nausea



sábado, 22 de agosto de 2009

música

He decidido editar La Huida, y esto significa, para empezar, subirle la música que no tenía porque antes la colgaba por entrada y luego desaparecía. Ahora, con esto del goear, lo que no está ya en la red, puedo subirlo yo. De momento ya hay bastantes entradas con música, creo que no se puede entender el blog antiguo sin leer las entradas con la música que invocan.

Ahora estoy en otro tono. La música es una referencia o se pelea con lo que escribo en este nuevo blog.

Como recuerdo, un enlace a una canción de las más bonitas que colgué en su momento; ahora, con nueva resignificación vibra de otra manera, pero con parecida intensidad.






La intención es poder hablar así. La intención que habita en mí, que se suspende en el aire que respiro.

jueves, 20 de agosto de 2009

Milk
Gus Van Sant, del cine marica al cine gay.*


Reiterativamente, el director de Elephant (2003), El Indomable Will Hungting (1997) o My Own Private Idaho (1991)-entre otras- suele asegurar como una elección política, y por tanto estética, que sus películas no son gays, aunque su orientación sexual sí que sea homosexual. No obstante, por política y visualidad, sus declaraciones no dejan de insertar en la cultura el valor transversal de lo gay. A eso, el director de Louisville, Kentuky, no puede escapar; y, por cierto, que una segunda mirada sobre sus palabras, leídas comparativamente con su creación cinematográfica, no deja de arrojar un resultado de visibilidad y posicionamiento claro con respecto al fenómeno gay. Su mirada, pues, es una mirada no exenta de malicia e inteligencia, atributos que se agradecen en los artistas de ahora.

La visibilidad del homosexual, llevada a la escena con uno de los precursores de las ideas queer en el mundo, el argentino Copi1 (El Homosexual o La Dificultad de Expresarse), es el paradigma que junta el viaje de Van Sant y el político norteamericano Harvey Milk. El gay, lo gay, no puede ser entendido como un lugar al que el homosexual arriba movido solo por el motor de la visibilidad. Esto no es un axioma exclusivista que determine la frónesis de lo gay. El sistema cultural que impone el capitalismo mediante las leyes el mercado, es en gran medida el arco con el que se mide la escala que parte del varón homosexual en el closet, al gay militante -y consumidor- que luce la pancarta de la normalización.

Alineación al centro

Si pensamos en una película auténticamente marica (queer) como My Own Private Idaho, donde la relación entre hombres, profunda, sensible, transformadora, está mediada por la marginalidad, el dominio y el modelo machista de representación, miraremos Milk con ojos de cierto escepticismo. Esto al menos si la lectura es comparativa con otro cineasta más posicionado en el queer cinema como los es Todd Haynes, quien al igual que Van Sant, realiza un trayecto semiótico desde la tortuosa Assassins: A Film Concerning Rimbaud (1985), sobre la relación amorosa entre Rimbaud y Verlaine hasta la polícamente correcta Far From Heaven (2002), y atravesando por joyas de la aberración estética como lo son Poisson (1991) y Velvet Goldmine (1998). Es como si el arte y la expresión queer, tuviera indefectiblemente la necesidad de nacer fuera del closet y posteriormente entrar en él para poder sobrevivir.

Los homosexuales, todos, fuera del armario o dentro de él, nos vemos reflejados no solo en esta formidable joya del mejor hollywood normalizantemente gay, sino que en última instancia, los más militantes, como el mismo Milk lo entendimos un momento de nuestras vidas: o nos integramos en un sistema de valores, que a fin de cuentas es el que gobierna, parapetado detrás de una complejísima red de normas que convierten en correcto lo que por naturaleza nace diferente, o desaparecemos en lo abyecto.

La academia procura una nueva forma de entender la diversidad sexual y la identidad de género. Esta nueva manera, lejos de la segmentación en mil y una categorías, logra la unificación para comprender mejor un proceso que nos es inevitable como realidad aislada. Nacen los transgenerismos, como una respuesta clara a la diversidad que clama por un lugar en la política real y en la cotidiana micropolítica. Ahí, el filme de Van Sant habita un lugar de lucidez muy propio a los tiempos.



Para el homosexual, la necesidad de expresarse, de decir yo soy, siempre será un imperativo trágico… Para un homosexual como Gus Van Sant, un gay como Harvey Milk o un marica como el que suscribe estas líneas.


___
1 Raúl Damonte Botana (Buenos Aires, 20 de noviembre de 1939 - París, 14 de diciembre de 1987)


..



* Artículo publicado en OCHOYMEDIO, septiembre de 2009

miércoles, 19 de agosto de 2009

pausa

verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento verdad lamento

martes, 18 de agosto de 2009

nivel de batería



con cuidado
me deslizo

la cuidad se ha convertido en un campo nevado
pero al revés

la nieve
suspendida entre las nubes grises
me recordó
esta mañana
a un recuerdo de un deseo de felicidad

capto el deseo
vivo el recuerdo

y me deslizo de puntillas
mientras preparo el desayuno





sábado, 15 de agosto de 2009

tener miedo

la más humana de las felicidades
el temor concreto
la certeza de la piel

nubes por las que navego entre días soleados

merezco paz y casi nada más

cerrar unas puertas que la curiosidad apenas justificaría
vivir un presente de fantasmas
odiar amar vivir

en definitiva
volver a ser yo

viernes, 7 de agosto de 2009

Grapevine Fires




invitados: dead cab for cutie


When the wind picked up the fire spread
And the grapevines seemed left for dead
And the Northern sky looked like the end of days
The end of days

The wake-up call to a rented room
Sounded like an alarm of impending doom
To warn us it's only a matter of time
Before we all burn

Before we all burn
Before we all burn
Before we all burn

We bought some wine and some paper cups
Near your daughters school when we picked her up
And drove to a cemetery on a hill
On a hill

And we watched the plumes paint the sky gray
But she laughed and danced through the field of graves
And there I knew it would be alright
That everything would be alright

Would be alright
Would be alright
Would be alright

And the news reports on the radio
Said it was getting worse
As the ocean air fanned the flames
But I couldn't think
Of anywhere I would have rather been
To watch it all burn away

To burn away

And the firemen worked in double shifts
With prayers for rain on their lips
And they knew it was only a matter of time

..

jueves, 6 de agosto de 2009

Otro mundo




Estos días -más de noventa- han estado bañados por sonidos que recordaba pero que nunca había escuchado con atención.

Cuando Fangoria lanzó Arquitectura Efímera, yo me encontraba en Madrid y en la blogósfera de aquel entonces se armó un revuelo que para mis ojos era desmedido... o quizá para mis oídos. Ahora, en rutas cíclicas en coche de casa al trabajo, del trabajo donde quiera, me ha sorprendido este viejo disco (convertido ya en un clásico) con letras y armonías que definitivamente resuenan en todo el cuerpo y también en la memoria.

En primera persona, en segunda, escucho las canciones que reconfortan el espíritu o ponen un color específico a mis emociones, que yacen latentes debajo de toda la capa de tranquilidad que he tenido que construir para poder vivir.

Las cosas no se borran, pero si hacen daño han de comprimirse. A fin de cuenta es como la arquitectura efímera, que sirve -y mucho- pero es virtual.


.
.